Buenas prácticas de mantenimiento para que tu página web funcione sin problemas

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp
Tu Marketing Bogotá - Buenas prácticas de mantenimiento para que tu página funcione sin problemas

Una vez desarrollas tu propio sitio web en WordPress, surge la necesidad de que efectúes regularmente una serie de tareas esenciales de mantenimiento para asegurar un correcto funcionamiento de tu página web.

En esta publicación compartiremos contigo una rutina de mantenimiento que permitirá que tu sitio web se mantenga saludable y seguro a lo largo de muchos años.

1. Haz backups de tu Página Web

La tarea más importante de esta lista es la de realizar backups regulares de tu sitio web. Los backups son importantes porque te permiten restaurar fácilmente tu página si algo malo le llegase a suceder. Entre las cosas malas que se te pueden presentar está un posible conflicto con un plugin que actualizaste, o quizás alguien hackeó tu página y la tumbó.

Si tú no eres de las personas que agrega contenidos nuevos con frecuencia, para ti será suficiente realizar un backup semanal de tu página web, pero si eres de los que agregan nuevos contenidos todos los días, quizás debas implementar un cronograma de backups diarios. La buena noticia es que dentro del maravilloso repositorio de plugins de WordPress encontrarás varias opciones gratuitas que te permitirán efectuar esta tarea en forma muy sencilla. Uno de ellos es All-in-One WP Migration, un plugin que permite que personas sin ningún conocimiento técnico puedan exportar su sitio web de WordPress completo hacia un computador local, incluyendo las bases de datos, archivos multimedia, plugins y temas. De igual manera permite restaurar la página web en cualquier servidor con solo cargar el archivo de exportación generado durante el backup.

2. Protege tu sitio web con un firewall

Otra tarea importante de tu rutina de mantenimiento es la de monitorear regularmente la actividad maliciosa que se está dando en torno a tu página web. Para ello debes configurar un firewall en tu sitio web, el cual monitoreará el tráfico que se da en él y bloqueará las actividades maliciosas antes de que puedan hacerle un daño a tu portal.

Como siempre sucede en WordPress, en el repositorio de plugins existe una buena cantidad de programas que te ayudarán a efectuar revisiones de seguridad permanentes en tu página. El mejor de ellos, a nuestro criterio, es Wordfence, el cual incluye un firewall que trabajará localmente en tu hosting y cuenta con un scanner de malware que fue construido desde un principio para que pueda integrarse perfectamente con el código de WordPress. Actualmente Wordfence protege a más de 3 millones de páginas web en tiempo real y gestiona una base de datos que se actualiza automáticamente cada vez que una página de la red es atacada.

3. Modera y responde a los comentarios que tus visitantes hacen en tu blog

Es posible que ya sepas que la tarea de gestionar un blog te puede ayudar a construir una comunidad en torno a tu marca, así como a mejorar tu posicionamiento en los motores de búsqueda. Sin embargo, para lograr construir una comunidad en tu página web es necesario que te involucres directamente con tus visitantes, lo que significa que debes moderar y responder a los comentarios que se hagan sobre las publicaciones de tu blog.

Al hacer esto tus visitantes se sentirán apreciados y evitarás que participaciones valiosas de tu audiencia terminen siendo derivadas a la carpeta de spam de tu página web.

4. Revisa tus pedidos.

Si cuentas con una tienda virtual para efectuar e-commerce, es necesario que revises tus pedidos todos los días. La idea es que tengas claridad de cuántos nuevos pedidos tienes en espera de ser atendidos, cuántos se vencieron y cuántos ya fueron atendidos. Al ser diligente en esta tarea, podrás proveerles a tus clientes una mejor experiencia. A largo plazo esto te ayudará a convencer a tus clientes para que regresen a tu página web y difundan tu información con sus amigos y familiares.

5. Revisa si tienes vínculos rotos

Los vínculos rotos conducen a tus visitantes a una sección no existente de tu página web (error 404). Es posible que pienses que eso no es importante, pero la verdad es que puede dañar tu reputación en un largo plazo. Tus visitantes empezarán a verte como alguien que no provee información confiable, lo cual puede romper la confianza que habían depositado en ti y tu marca.

Preven que esto suceda instalando el plugin Broken Link Checker. Este plugin revisará todos los vínculos rotos de tu sitio web y te notificará cuando los encuentre. Luego de que los hayas identificado podrás corregir el URL que se rompió, retirarlo completamente o re-direccionarlo a una página diferente. También te invitamos a leer nuestra guía completa para resolver el problema de los vínculos rotos de tu página web.

6. Actualiza WordPress, los temas y los plugins

WordPress regularmente lanza actualizaciones que deben ser instaladas manualmente. Las actualizaciones menores usualmente corrigen problemas de seguridad y bugs del sistema, lo que significa que es necesario que actualices tu WordPress regularmente para asegurarte de que los hackers no puedan explotar ninguna vulnerabilidad que haya podido existir en una versión anterior del programa.

Lo mismo sucede con los temas y los plugins que manejas, así que si no los actualizas los hackers podrán explotar vulnerabilidades, inyectar códigos maliciosos e incluso ganar acceso al panel administrativo de tu página. Ahora, si algún día te encuentras con la pantalla blanca de la muerte durante una actualización en tu página web, te invitamos a que aprendas cómo corregir este problema haciendo click aquí.

7. Revisa regularmente la diagramación y el formato de tu página web

Revisar la apariencia de tu sitio web en distintos navegadores, o en pantallas de diferentes tamaños, es la mejor forma de asegurarte de que tus visitantes no se encuentren con ningún problema de diseño raro, de falta de adaptabilidad o de fallas en el formato.

Esto es especialmente importante si eres de las personas que cambia de tema y plugins con frecuencia. Si notas que tu diagramación está rota, entonces con seguridad tus visitantes también lo verán, hecho que conducirá a que la gente abandone tu página.

Asegúrate de revisar la apariencia de tu página después de cada actualización de WordPress, o después de cada actualización que hagas de un plugin o un tema. Esto te permitirá asegurarte de que todo haya quedado donde debe estar para que la página se presente correctamente ante el público. Revisiones como estas es mejor que las hagas a través de una ventana incógnito, o que elimines el cache de tu navegador antes de efectuarlas; de esta forma evitarás que tu navegador te presente una versión anterior que no refleja los problemas que tu actualización pudo haber ocasionado.

8. Haz seguimiento de métricas importantes

Monitorear el tráfico de tu página web puede ayudarte a determinar no solo la procedencia de tus visitantes, sino también podrás conocer cuáles secciones y entradas del blog son las más populares dentro de tu sitio web. Armado con este conocimiento podrás crear más contenidos similares y desarrollar mejores campañas de marketing que te ayudarán a atraer más visitantes hacia tu portal.

Adicionalmente sabrás cuáles plataformas de redes sociales y qué sitios web son los que están canalizando más tráfico hacia tu página web, para que de esa forma puedas invertir un mayor presupuesto de mercadeo en esas plataformas y dejes de gastarlo en otros lugares que no te están generando el mismo ROI.

9. Revisa el Spam

Usar un plugin anti spam es útil si tu página web recibe muchos comentarios, pero lo cierto es que no puedes apoyarte únicamente en el plugin para interceptar todos los comentarios spam que te puedan hacer. Algunas veces, incluso los comentarios legítimos pueden ser filtrados hacia tu sección de spam. Por este motivo es necesario que revises regularmente los contenidos que están siendo catalogados como spam para asegurarte de que ningún comentario real termine en esa sección; de ser así, retíralo de la bandeja de spam y márcalo como contenido seguro para que quede publicado en tu página.

10. Elimina temas y plugins que estén inactivos

Los temas y plugins inactivos no solo representan un riesgo para la seguridad de tu página web, sino que también ocupan parte del preciado espacio de tu servidor y ralentizan tu sitio web. Revisa bien cuáles son los temas y plugins que realmente usas y elimina cualquiera que esté inactivo o no te sea útil. Recuerda que siempre podrás volver a instalarlos en tu página en caso de que concluyas que los necesitas y pretendas volver a usarlos.

11. Analiza los temas y plugins que sí utilizas

El último consejo está directamente relacionado con el inciso anterior. A medida que eliminas los temas y plugins inactivos de tu página web, asegúrate de analizar bien los plugins que sí utilizas. ¿Acaso siguen recibiendo mantenimiento por parte de sus creadores? ¿Te es posible consolidar dos o más plugins en un solo plugin? ¿El tema que utilizas sigue siendo relevante, o quizás es hora de que actualices tu sitio web a un tema más moderno?

Reflexión final

Manteniendo actualizada tu página web, haciendo backups regulares y efectuando otras tareas de mantenimiento, te asegurarás de que tu portal siga funcionando sin problemas a lo largo de muchos años después de su fecha de lanzamiento. Recomendamos que utilices los consejos de este artículo como un referente para crear tu propia rutina de mantenimiento web.

Suscríbete al boletín

Otros artículos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete a nuestro Boletín

Recibe nuestros contenidos directamente en tu bandeja de entrada.

Tu Marketing Bogotá - PayU payment methods popup

Cupón

Regístrate y obtén un

-10% dcto

Suscríbete al boletín y recibe en tu correo un cupón del 30% de descuento en toda la tienda!

Tu Marketing Bogotá - 27 señales

Mi Cuenta